Cree en grande.
CONMEBOL

Cuando el fútbol y el arte se unen crean obras maravillosas

×

Mensaje de error

Notice: Undefined index: und en eval() (línea 1 de /data/www.conmebol.com/public_html/sites/all/modules/views/plugins/views_plugin_argument_default_php.inc(66) : eval()'d code).
Cuando el fútbol y el arte se unen crean obras maravillosas

La artista plástica paraguaya Lili Cantero encontró en el fútbol la inspiración que necesitaba para crear maravillosas obras de arte. Usando un calzado deportivo como lienzo, deja volar su imaginación con las experiencias de grandes estrellas del balompié mundial. Una hermosa historia de una luchadora, que nos motiva a Creer En Grande.

A Lili siempre le gustó la pintura, ella creció con el pincel entre sus dedos, a la par que escuchaba desde una pequeña radio antigua los partidos de su querido Olimpia, al lado de Don Cantero, su entrañable abuelo paterno.

A medida que fue creciendo perfeccionó su arte, pero las cosas no resultaban como ella esperaba. Entonces, decidió ir por el camino de la innovación y emprendió una pequeña empresa de alpargatas con diseños en pintura.

“Comencé en la facultad mi pequeño emprendimiento. Muchas de mis amigas les gustaba y compraban, pero no estaba satisfecha, no era lo que yo tenía en mente. Hasta que un día un amigo me pidió que pinte sus botines de fútbol y uní mis dos pasiones”, relata Lili a CONMEBOL.com.

Ahí fue donde la historia comenzó a cambiar y se unieron dos elementos de inspiración. “Me empezaban a llegar pedidos de todos lados, hasta que llegué a los jugadores profesionales. El primero al que le pinté un botín fue a Derlis Gonzalez, una obra que me inspiré en la garra guaraní”.

Sin embargo, la artista no estaba logrando despegar a plenitud en el nuevo rubro y se encontró con una encrucijada. “Estaba terminando mi carrera universitaria como diseñadora y me tenía que decidir entre esa profesión o el arte que amaba. Entonces decidí apostar a un sueño casi imposible”.

- En los pies de Lio -

“Dije que este iba a ser mi último botín y lo iba a hacer en grande y decidí hacerlo para Lionel Messi”, rememora Lili Cantero, que califica a esta obra como una de sus mejores tres creaciones de arte.

Como la artista paraguaya no tenía ningún contacto con el jugador, solo sabía lo que todos sabemos: que residía en Catalunya y jugaba en el Barcelona. Entonces, investigó sobre su pasado rosarino para realizar un trabajo que se conecte con los sentimientos del jugador argentino.

“Incluí diseños de imágenes de su infancia. Momentos importantes de su vida. Para que él (Messi) se sienta conectado y las personas sepan que detrás de ese ídolo hay un niño que alguna vez tuvo anhelos como todos y que lo concretó apostando en grande”, explica.

Es entonces que Lili envía ese diseño a un amigo en España, quien fue el encargado de acercar el obsequio a la puerta del club y, para sorpresa de la artista, Lionel recibió encantado el regalo. Tanto le gustó que se sacó una foto con el botín y agradeció a la paraguaya.

"Hubo momentos muy duros, las personas no valoraban mi trabajo. Pero al ver que al propio Messi le gustó, eso significó mucho para mí y me parece que ahí fue donde por fin despegué en esta profesión”, emocionada relata Lili, que un tiempo después de ese obsequio, pudo conocer personalmente al astro argentino.

- Un sueño, la sonrisa de Dinho -

Tras ese hermoso momento con Messi, llegaron los pedidos y comenzaron los trabajos para estrellas de talla mundial como por ejemplo Paolo Guerrero, Roque Santa Cruz o Dani Alves entre otros.

Los anhelos de Lili se iban materializando, sin embardo, aún faltaba uno por conquistar. “Uno siempre tiene un ídolo de infancia, alguien que lo inspiró y le hizo amar este deporte tan hermoso que es el fútbol, y para mí ese ídolo es Ronaldinho”.

Sacando a relucir todo su ingenio e inspiración, la paraguaya preparó otra de sus más grandes creaciones y, cuando los astros se lograron alinear, le tocó la oportunidad de conocer al talentoso exjugador brasileño y le entregó en sus propias manos sus botines.

“Fue un sueño para mí. Estaba super feliz, ese momento fue súper emotivo. Por suerte a él (Dinho) le gustó muchísimo. Tuvo una reacción que yo no esperaba, me abrazó y estaba muy agradecido. Fue perfecto eso para mí”, cuenta en medio una gran sonrisa la artista.

A Lili Cantero le pasaron cosas maravillosas al fusionar sus dos pasiones. Sin embargo, no fue fácil llegar a la cima, el periplo tuvo sus complicaciones durante el trayecto y solo servía mantenerse firme a sus anhelos, apostando a Creer En Grande.

“Creer En Grande para mí es creer en tus sueños, imaginarte como te gustaría que tus sueños se hagan realidad y arriesgarte y trabajar por esos sueños. Eso es Creer En Grande”, finaliza.

 

 

 

CONMEBOL.com