Cree en grande.
CONMEBOL

Hace medio siglo el Santos consumó la conquista de la Intercontinental

×

Mensaje de error

Notice: Undefined index: und en eval() (línea 1 de /data/www.conmebol.com/public_html/sites/all/modules/views/plugins/views_plugin_argument_default_php.inc(66) : eval()'d code).
Hace medio siglo el Santos consumó la conquista de la Intercontinental

Fueron tres grandes partidos entre dos equipos de fútbol. Por un lado, el Santos campeón de la Libertadores de América (1962/1963) y Campeón del Mundo en 1963, después de dos victorias sobre el campeón de Europa, Benfica.

El otro, el Milan, el primer club italiano campeón de la Europa League, contaba en su equipo con grandes jugadores como Maldini (padre del tambien defensor Maldini de los años el 90/2000), Trapattoni y los brasileños Mazzola (campeón del mundo en Brasil en 1958) y Amarildo (bicampeón del mundo por el Brasil en 1962).

La Copa Intercontinental se jugó en un sistema de tres. El primer partido se jugó el 16 de octubre de 1963 en el estadio de San Siro, Milán ganó 4-2.

El defensor Trapattoni, el punta derecho Mora y Amarildo, dos veces, anotaron los goles de los italianos. Pelé, muy bien marcado por Trapattoni, exhibió todo su genio y marcó los dos goles para Santos.


El segundo partido fue en la casa del Santos. Muy identificado con el público y con el Maracaná, donde se disputaron los juegos de la Libertadores y del Mundial anterior.

No se arrepintieron. 132.000 espectadores pagaron sus boletos, para asistir a uno de los mejores juegos de fútbol que tuvo lugar en el entonces 'Maior do Mundo'. Pelé lesionado, difícilmente podría conseguir entrar al campo, pero su equipo se mantuvo en vilo hasta el último momento.

En aquella época, la formación oficial era anunciada por los altavoces del estadio. Zito y el defensor Calvet que ya eran ausencias seguras. Cuando el locutor anunció el número 9 (Coutinho), el Maracanã quedó en absoluto silencio para oír quien usan la camiseta número 10. "Número 10", anunció el lucutor: "Almir". 

El tercer y decisivo juego dos dias después en el Maracana

Conforme mandaba el reglamento, Santos y Milan volvían al Maracana el dia 16 de noviembre para definir el Mundial de Clubes. En un juego durísimo, apretado e inclusive con algunas controversias, el juez uruguayo Juan Brozzi marcó penal de Maldini en Almir - el lateral izquierdo, Dalmo cobró para poner el 1 a 0 que dio al Santos el bicampeonato del mundial de clubes.

La sanción del Juez enojó a los jugadores italianos, y una lucha se formó en el césped. Pero no opacó el brillo de ganar el título del equipo formado por Gilmar, Ismael, Mauro, Harold y Dalmo, Lima y Mengálvio; Dorval, Coutinho, Pepe y Almir.

 

 

Fuente: CBF.